miércoles, 19 de julio de 2017

Misa en San Martín por cuantos dieron su vida por Dios y por España

 En el Templo Eucarístico de San Martín ha tenido lugar una Misa ofrecida "por cuentos dieron su vida por Dios y por España". Precisamente ahora que el Papa Francisco ha decidido que "entregar la propia vida por los demás" es un motivo de beatificación, nada más oportuno. Concelebraron el Padre Pedro y el Padre José Luis.

 Desde antes de la Misa estuvo expuesto el Santísimo y se rezó el Santo Rosario y luego las Vísperas.
 Poco antes de la Misa se dio la Bendición solemne con el Santísimo, cantándose el "Tantum ergo".
 Primera Lectura: Moisés salvado de las aguas del Nilo. Ex. II, 1-15
 Salmo 68: Humildes, buscad al Señor y revivirá vuestro corazón.
 Evangelio: Mt XI, 20-24: "Ay de ti, Corozaín; ay de ti, Betsaida!!! Porque si en Sodoma se hubieran hecho los milagros que en ti todavía duraría hasta hoy".
El Padre Pedro recordó que rezar por los muertos en batalla es lo mismo que hizo Judas Macabeo y recoge la Sagrada Escritura. Es bueno reconocer este sacrificio. Muchos de los Caídos lo hicieron gritando Viva Cristo Rey. Del mismo modo, nosotros debemos estar dispuestos a dar la vida por Cristo. Y luchar por una España mejor y más cristiana, más conforme a la voluntad de Dios.
 Oración de los fieles:


-        Por el Papa Francisco, por nuestro Obispo Carlos, por todos los Obispos y sacerdotes y por el pueblo santo de Dios, para que guiados por el Espíritu Santo sepan cumplir la Voluntad de Dios.

-        Roguemos al Señor.

-        Por todos cuantos dieron su vida por Dios y por España, para que el Señor borre sus culpas y los acoja en su seno.

-        Roguemos al Señor.

-        Por los cristianos perseguidos en todo el mundo, para que el Señor aliente su Fe y se conviertan sus perseguidores.

-        Roguemos al Señor.

-        Por los moribundos y los que están en grave peligro, para que reciban las gracias necesarias.

-        Roguemos al Señor.

-        Por los niños no nacidos, para que no sean víctimas del abominable crimen del aborto y puedan recibir las aguas bautismales.

-        Roguemos al Señor.

-        Por las familias cristianas, para que se mantengan fieles y reciban con amor a los hijos que Dios manda.

-        Roguemos al Señor.

-        Por nuestra Patria, España, para que se vea libre de escándalos, blasfemias, crímenes, corrupción y terrorismo.

-        Roguemos al Señor.

-        Por el Reino de Cristo, para que venga a nosotros y se haga su Voluntad en la Tierra como en el Cielo.

-        Roguemos al Señor.

-        Por la Adoración Nocturna Femenina y por este Templo Eucarístico de San Martín, para que crezcan y se fortalezcan.

-        Roguemos al Señor.

 Mucha devoción en los fieles. Todos de rodillas. La Sagrada Comunión se repartió bajo las dos especies, en el comulgatorio, por lo que todos cuantos quisieron la pudieron recibir de rodillas.


 Al final de la Misa se formaron los habituales corrillos a la salida. Y hubo quien sacó su bandera para inmortalizar el momento.

Después, en un restaurante cercano hubo una merienda cena donde cada cual pidió lo que quiso y pagó según lo que pidió. Muchas conversaciones y al final las viejas canciones de la guerra y de la paz para los recalcitrantes que se quedaron casi hasta medianoche.

No hay comentarios:

Publicar un comentario